Cómo poner un buen nombre de empresa

Cuando inician, la mayoría de los emprendimientos piensan en un sinnúmero de detalles y dejan para el final uno de los aspectos más relevantes: elegir un buen nombre de empresa o marca. La triste realidad es que muchas veces tener un buen nombre puede llegar a ser un diferenciador entre impulsar tu negocio o llevarlo al fracaso.

Los nombres tienen un poder muy grande. Las palabras son muy importantes hasta en los emprendimientos más pequeños. Si eliges bien el nombre de tu marca y tendrás un buen reconocimiento de marca que te permitirá posicionar tu negocio.

Requisitos Básicos

El nombre de tu empresa debe ser original, corto, simple, fácil de memorizar, vocalizar y de redactar y que suene bien. Asegúrate de decirlo en voz alta muchas veces. Evita cualquier tipo confusiones o dificultades al pronunciarlo.

Es fundamental que nuestro nombre sea simple de vocalizar y que, por otra parte, nuestros clientes del servicio sean capaces de recordarlo y reproducirlo sin crear posibles confusiones con otras empresas o bien marcas.

En Internet y en las redes sociales se ha impuesto la moda que los nombres sean disléxicos, saltándose algunas letras o palabras. Esto no funciona realmente. A la mayoría de gente le gusta saber cómo se pronuncian las diferentes palabras sin la necesidad de hacer una investigación antes. Debes facilitarles a tus futuros clientes que te encuentren fácilmente en cualquier medio y que te recomienden entre sus conocidos.

nombre de negocio

Un buen nombre de empresa debe tener significado y ofrecer un beneficio

Al decir el nombre de tu empresa, se sepa fácil e inmediatamente de qué trata tu negocio o marca y cuál es el beneficio esperado que se le esta ofreciendo a los consumidores. Éste no debe ser muy ambiguo o incluir demasiados sectores e industrias. No quieras abarcar todos los mercados.

No uses nombres demasiado genéricos que no signifiquen algo para quienes lo recién escuchan por primera vez. En el nombre de tu empresa se debe hacer alusión a algo relacionado con tu negocio, con su industria o con los productos y servicios que ofrece.

Aunque hay marcas que han logrado posicionar sus nombres a base de siglas, en realidad éstas son poco atractivas y muy difíciles de recordar. Mientras estés iniciando y no tengas una gran compañía de talla internacional, Sólo interésate en nombres de empresa interesantes para tu público objetivo.

Un buen nombre de empresa debe estar pensado a largo plazo

Vivimos y hacemos negocios en una economía globalizada. Nuestro nombre debe asimismo serlo. Por este motivo no va a deber tener ninguna connotación negativa en otras etnias y también idiomas.

En ocasiones tu idioma no brinda esa palabra que buscas. Si estimas que tu mercado objetivo habla varios lenguajes, esta lengua puede ser una buena opción alternativa para ampliar los horizontes creativos y localizar el nombre para tu marca.

Nombres que incluyen un componente local pueden ser beneficiosos a corto plazo más pueden limitar tu horizonte a futuro si planeas expandirte con tus productos.

Tampoco limitarte incluyendo el nombre de un producto que comercializas en tu empresa, ya que puede ser un limitante en el momento de extender tu negocio.
Para conocer más del proceso de creación del nombre de tu empresa te recomendamos leer  Nombres de empresas en pocos minutos.